Cómo controlar los nervios de los exámenes. - Instituto FOC | Informática ONLINE | FP Informática ONLINE

Especialistas en Informática

Cómo controlar los nervios de los exámenes.

Muchas veces nos ponemos nerviosos ante un examen, nos dan el papel y nos quedamos en blanco. Hay que distinguir los motivos por los que esa ansiedad nos invade.

Con este artículo pretendemos que analices el por qué de tu inseguridad ante los exámenes y te damos pautas para que seas capaz de poner remedio.

 

Algunos de los motivos son los siguientes:

  • No vas bien preparado para el examen.
  • Eres tan exigente contigo mismo y quieres demostrar todo lo que sabes que te bloqueas en ese momento.
  • Hablar con otros compañeros antes del examen de manera negativa te crea un estado de ánimo de tensión.

¿Encajas en alguno de ellos? Si tienes claro cuál es sigue leyendo, sino piensa un rato tranquilamente y analízate ¡Cada persona es un mundo!

 

Soluciones a estos motivos:

La solución al primer motivo es anterior al examen. Debes crearte unos hábitos de estudio, una rutina diaria.

Para ello haz un calendario en el que anotes qué parte del temario vas a estudiar cada día y tacha los días según vayas cumpliendo tus objetivos. Puedes descargarte tu calendario aquí .

Además, para el contenido diario puedes hacerte una checklist y marcar cada apartado que tengas estudiado.

Recuerda que es importante hacer descansos pero deberás evitar las distracciones. Por ello, es recomendable que no te sientes delante de la tele ni curiosees las redes sociales. El tiempo pasa muy rápido cuando hacemos esto y podemos caer en el error de perder tiempo.

Es mucho mejor levantarse de la silla, estirar las piernas, beber agua, respirar profundamente… Una técnica de relajación es mirar por la ventana a un punto lejano. Este cambio de enfoque hace que tus ojos descansen ya que has estado mucho rato fijando la vista en un punto cercano.

También puedes aprovechar para salir a correr 15 minutos o dar una vuelta a la manzana.

 

Si el motivo es que te exiges demasiado, tranquil@ esto no tiene porqué ser un problema, al menos no de falta de estudio.

La solución es pensar en positivo, ganar confianza en ti mismo. Para ello, puedes hacerte autoevaluaciones mientras estudias. Esto hará que simules el día del examen y estés entrenado psicológicamente para ese momento.

Márcate unos tiempos para las autoevaluaciones. Si te bloqueas en una pregunta pasa a la siguiente. El hecho de hacer primero las preguntas que te sabes te dará seguridad y te animará a afrontar el resto.

El día del examen piensa que has trabajado mucho y que puedes hacerlo. Es el momento de demostrar lo que sabes y obtener una recompensa a tanto esfuerzo.

 

Si hablar con compañeros justo antes del examen te crea ansiedad la solución es evitarlo. Sé que suena muy obvio pero procura llegar al examen 5 o 10 minutos antes, no demasiado temprano, pues eso puede hacer que tu estado de ánimo cambie al escuchar comentarios como ¡lo llevo fatal! ¡no me sé nada! ¡el examen va a ser muy difícil!

Muchas veces empatizamos tanto con los amigos que hacemos nuestros sus pensamientos aunque en realidad no sean los nuestros.

 

Hay consejos que son comunes a todos los motivos de estrés:

  • Meditar un rato al día pensando en algo que te relaje.
  • Hacer deporte.
  • Llevar una buena alimentación evitando comidas copiosas antes de estudiar o de hacer el examen.
  • Dormir 7-8 horas.
  • Salir con los amigos a dar un paseo o a tomar algo (no confundamos con salir de fiesta y volver a las tantas jeje)

 

Si quieres ser más productivo en el estudio, echa un vistazo a nuestros Tips de estudio.

 

¡No olvides desconectar después del examen! Te lo mereces, has estudiado mucho y ahora es momento de tomarte la tarde libre para disfrutar.

Certificaciones Profesionales

Accessibility Toolbar